miércoles, 01 de diciembre de 2021

Los reyes Felipe y Letizia se reúnen en Estocolmo con la comunidad española en Suecia

ESTOCOLMO (SUECIA), 23/11/2021.-Los reyes de España Felipe y Letizia, acompañados por el ministro de Asuntos Exteriores, José Manuel Albares, la Ministra de Ciencia e Innovación Diana Morant, y la Embajadora de España, Cristina Latorre Sancho, durante el acto en la embajada de España en Estocolmo. Los reyes estarán en Suecia en viaje oficial, entre los días 23 y 25 de noviembre.- EFE/JUanjo Martín
Los reyes de España Felipe y Letizia, acompañados por el ministro de Asuntos Exteriores, José Manuel Albares, la Ministra de Ciencia e Innovación Diana Morant, y la Embajadora de España, Cristina Latorre Sancho, durante el acto en la embajada de España en Estocolmo. EFE/Juanjo Martín

Agencia EFE

Los reyes Felipe y Letizia comenzaron su visita de Estado a Suecia, la primera de un monarca español desde 1979, con un encuentro con la comunidad española y con el deseo de que el viaje sirva para “reafirmar la estrecha amistad” de ambos países, “geográficamente lejanos y distintos en muchas cosas, pero también muy cercanos y similares en otras”.

Ante unos 200 invitados, el rey destacó el “especial significado y simbolismo” del viaje, el primero que lleva a cabo al país escandinavo desde que relevó en el trono a su padre, Juan Carlos I, quien estuvo en 1979 junto a la reina Sofía.

Tras su llegada esta tarde a Estocolmo, la bienvenida oficial tendrá lugar mañana, miércoles, en el Palacio Real por parte de los reyes Carlos Gustavo y Silvia, la princesa heredera Victoria y su hermano, Carlos Felipe, quienes les ofrecerán posteriormente una cena de gala.

Don Felipe recordó que, con doña Letizia, estuvieron como príncipes en 2005 para inaugurar el Instituto Cervantes y, en 2010, para asistir a la boda de la princesa heredera.

“Pudimos comprobar en persona el cariño que aquí existe por España”, señaló el rey al rememorar su primera visita a Suecia, donde el español es la segunda lengua extranjera más estudiada después del inglés, lo que don Felipe achacó, en buena medida, a los dos millones de turistas suecos que visitan España cada año, muchos de ellos con segundas residencias.

En el país nórdico, uno de los que tiene mayor calidad de vida del mundo, hay registrados unos 12.800 españoles, aunque se estima que pueda haber en total unos 30.000 residentes.

Desde la crisis de 2008, ha aumentado el número de emigrantes, en especial de empresarios, ingenieros, médicos, científicos, profesores y estudiantes, atraídos por sus sueldos más elevados y mejores beneficios sociales.

“Representáis mucho de lo mejor de nuestro país (…) Demostráis, no sólo vuestra capacidad de trabajo y compromiso, sino también vuestro tesón e ingenio, además de vuestra excelente formación”, valoró el monarca, quien reconoció las condiciones "inmejorables" que ofrece Suecia.

Entre los asistentes, hubo representantes de la Asociación de Científicos Españoles, integrada por unos 200 investigadores, a quienes transmitió, como colectivo, su “admiración” por la tarea que desarrollan.

Según Felipe VI, la apuesta “decidida” por la ciencia es uno de los pilares del viaje por el potencial que el país escandinavo tiene en este campo.

“Suecia es un referente mundial en innovación e investigación que nos debe servir de inspiración”, destacó el rey en su discurso, el único que va a pronunciar en español durante su estancia en Estocolmo, puesto que en los demás lo hará en inglés, como el monarca sueco.

Otro de las metas del viaje, prosiguió don Felipe, es contribuir a impulsar una mayor presencia empresarial española en Suecia -hay unas 400 compañías instaladas en la actualidad- y aumentar los intercambios comerciales.

Aunque las relaciones en este ámbito son buenas, se mostró convencido de que por la dimensión de ambos países y el peso de sus economías, es posible “estrechar aún más” los lazos, objetivo del foro empresaria que tendrá lugar el jueves con la presencia de los reyes español y sueco.

Felipe VI confió en que su visita sirva para “reafirmar la estrecha amistad” que une a los dos países, que, “si bien son geográficamente lejanos y distintos en muchas cosas, también son muy cercanos y similares en otras”.

“Nos enfrentamos hoy a tantos desafíos que solamente podremos superar trabajando juntos, especialmente en el seno de la UE”, añadió.

En el segundo viaje de Estado de los reyes desde que estalló la pandemia, después del de Andorra el pasado mes de marzo, les acompañan el ministro de Asuntos Exteriores, José Manuel Albares, y la de Ciencia e Innovación, Diana Morant.

El hecho de que la visita comience oficialmente mañana fue el motivo por el que ningún miembro de la familia real sueca fue a recibir a don Felipe y doña Letizia al aeropuerto, donde les saludó la directora de Protocolo y la embajadora de España en Suecia, Cristina Latorre.

Hasta el jueves por la tarde, cuando se ponga fin a la visita con una recepción con la familia real sueca, don Felipe y doña Letizia van a desarrollar una intensa agenda con visitas a varios centros tecnológicos, científicos y culturales.

El rey también se va a entrevistar con el primer ministro en funciones, el socialdemócrata Stefan Löfven, quien presentó su dimisión el pasado día 10.

Esta cita va a coincidir con la sesión del Parlamento sueco en la que se va a votar si su sucesora, Magdalena Andersson, logra la investidura para revalidar un gobierno rojiverde en minoría.