Viernes, 24 de Noviembre de 2017

Una de cada tres personas jóvenes de Euskadi ha salido al extranjero a estudiar, investigar o hacer labores de voluntariado

El programa de Juventud Vasca Cooperante nació en 1993 dirigido a jóvenes de la Comunidad Autónoma Vasca de entre 22 y 30 años que deseasen realizar una labor de voluntariado en países del sur durante los tres meses de verano.
El programa de Juventud Vasca Cooperante nació en 1993 dirigido a jóvenes de la Comunidad Autónoma Vasca de entre 22 y 30 años que deseasen realizar una labor de voluntariado en países del sur durante los tres meses de verano.

El 22,6% de la juventud vasca de entre 15 y 29 años ha viajado alguna vez al extranjero a aprender o perfeccionar un idioma, según se desprende de una encuesta que el Observatorio Vasco de la Juventud realizó en 2016. Además, un 14,4% dice haber ido al extranjero a estudiar o participar en intercambios escolares o universitarios. El 5,9% ha realizado prácticas de estudios o ha desarrollado una investigación. Finalmente, un 4,6% dice haber realizado labores de voluntariado o haber participado en proyectos de cooperación al desarrollo o campos de trabajo en el extranjero.

“Sea por el motivo que sea de los mencionados, casi uno de cada tres, el 31,6% de la juventud de 15 a 29 años ha tenido alguna experiencia de este tipo en el extranjero” interpreta Ander Añibarro director de Juventud del departamento de Empleo y Políticas Sociales del Gobierno Vasco.

Las mujeres jóvenes han salido al extranjero algo más que los hombres jóvenes cuando se trata de aprender o perfeccionar idiomas (25,0% frente a 20,2%), estudiar o participar en intercambios escolares o universitarios (16,5% de las mujeres y 12,3% de los hombres) o hacer voluntariado o participar en campos de trabajo (5,7% ellas y 3,7% ellos).

Las personas menores de 25 años tienen mayor experiencia que el grupo de 25 a 29 años en salir al extranjero a aprender o perfeccionar idiomas o bien a estudiar o participar en intercambios relacionados con los estudios. A medida que aumenta la edad son más quienes han ido al extranjero a realizar prácticas de estudios, investigar o trabajar. Las cifras de quienes han ido a hacer voluntariado, cooperación al desarrollo o participar en campos de trabajo, pese a ser muy minoritarias, son más destacadas a partir de los 20 años que antes de cumplir esa edad.

A medida que aumenta el nivel de estudios cursados también lo hace el porcentaje de jóvenes que ha salido al extranjero por cualquiera de los motivos mencionados.

La clase social a la que dice pertenecer la juventud también marca diferencias: las personas jóvenes que se consideran de clase social alta o media-alta son quienes más han salido al extranjero a aprender o perfeccionar idiomas (41,8%), a estudiar o a participar en intercambios escolares o universitarios (31,1%), así como a realizar actividades de voluntariado o cooperación al desarrollo o a participar en campos de trabajo (9,3%).

Estos datos proceden de una encuesta que el Observatorio Vasco de la Juventud realizó en 2016 a una muestra representativa de la juventud vasca de entre 15 y 29 años. Dicha muestra se componía de 1500 jóvenes que fueron entrevistados sobre este y otros temas. Los datos presentados son un avance del estudio ‘Juventud vasca 2016’, que supondrá la quinta entrega de esta serie de análisis sobre los valores, actitudes, opiniones y comportamientos de la juventud vasca menor de 30 años, que el Observatorio Vasco de la Juventud elabora cada cuatro años.