Sábado, 24 de Junio de 2017

50º CAPÍTULO GENERAL DE LA ENXEBRE ORDE DA VIEIRA

Los primeros 50 años de vida de la "Enxebre Orde da Vierira"

Antonio Rodríguez Miranda (en el centro de la imagen), entregando el galardón a José Manuel Romay Beccaría, presidente del Consejo de Estado y, a su izquierda, Enrique Santín
Antonio Rodríguez Miranda (en el centro de la imagen), entregando el galardón a José Manuel Romay Beccaría, presidente del Consejo de Estado y, a su izquierda, Enrique Santín

El secretario xeral da Emigración, Antonio Rodríguez Miranda, presidió el 50º Capítulo General de la Enxebre Orde da Vieira, de la que fueron nombradas y nombrados, entre otros nuevos damas y caballeros, la directora de la Axencia de Turismo de Galicia, Nava Castro, y el director general de Migraciones del Ministerio de Empleo y Seguridad Social, Ildefonso de la Campa. Actuó como maestro de ceremonias el gran canciller de la entidad, el empresario gallego asentado en Madrid, Enrique Santín.

En su alocución a las y los presentes, Miranda -que en días pasados visitó a la diáspora gallega en Venezuela- puso de relieve la importancia del sentimiento universal de pertenencia a la tierra, y exaltó la salud de las entidades gallegas en todo el mundo, “demostración de la fortaleza de ese hilo invisible pero imborrable que es la Galleguidad”, dijo, “y el carácter universal de Galicia y la Galleguidad”.

El alto cargo autonómico tuvo también palabras de recuerdo para el recién fallecido Fernando Amarelo de Castro, quien fuera secretario xeral para as relacións coas Comunidades Galegas y miembro fundador de la propia Enxebre Orde. Miranda recordó la relevancia histórica del fallecido y su “esfuerzo por hacer visible el ímprobo trabajo de la diáspora gallega”.

Miranda destacó la relevancia de la entidad y exaltó el hecho “muy singular” de que cumpliera cincuenta años, lo que da cuenta de su buen hacer y de su vitalidad como catalizador de los intereses de Galicia desde Madrid: “El conjunto de las personas que conforman la Orde da Vieira es un ejemplo de la universalidad a la que antes me refería: una entidad con sede fuera de Galicia y de la que forman parte miembros de todas las partes del mundo”, recordó Miranda.

Romay y Madrygal

Los dos máximos galardones de la noche fueron para el presidente del Consejo de Estado, José Manuel Romay Beccaría, y para la revista universitaria ‘Madrygal'. En el decurso de la gala se anunció además un Capítulo Extraordinario que se celebrará en Cuba, país de especial relevancia en la historia de la diáspora gallega.

Los 50 años que cumplió la Vieira fueron reconocidos, por su parte, por diversas entidades: la entidad recibió la insignia de oro de la Asociación de Médicos Gallegos en Madrid, la de la Asociación de Juristas Gallegos en Madrid, el emblema de oro de la Xuntanza de Galegos de Alcobendas, y lo de la Asociación de Empresarios Gallegos en Madrid. También el ‘Granviario de Honor' del Foro Matritense-Gran Vía, el ‘Gallego del Año” correspondiente al mes de marzo del Grupo Correo Gallego, y las llaves de la ciudad de Miami (de la que el actual regidor es cofrade de la Orden).

Madrigallegos

La celebración de los 50 años de la entidad continuó con la imposición de los premios Madrigallegos 2017. En Mérito en Comunicación fue premiado el director del ABC, Bieito Rubido; en el Mérito Jurídico, el catedrático Antonio Fernández de Buján; en el Mérito en el Servicio Público el embajador Camilo Barcia; en el Mérito en Medicina el cirujano Alberto Berguer, y en el Mérito Empresarial, el presidente de Tecnoma, Carlos del Álamo.

Fue además entregada la Gran ‘Venera' de la Orden al Presidente de la Asociación de Empresarios Gallegos en los Estados Unidos, José Manuel Brandariz y, tras su actuación para dar cierre a la gala, fue reconocido con la Vieira de Honor a la calidad artística el grupo ‘Queiman y Pousa'.

Recibieron su distinción como nuevos y nuevas cofrades a directora de la Axencia Turismo de Galicia, Nava Castro; el director general de Migraciones del Ministerio de Empleo y Seguridad Social, Ildefonso de la Campa; y también Ana Beotas, Felisindo Calviño, Manuel Calvo, Miguel J. Carrero, Santos Gastón, Carlos Julio Lage, Victorio Magariños, Francisco Millán, Fernando Navarrete, Juan Manuel Rodríguez Cárcamo, Ana María Rodríguez Rivas, Ángel Ron, y José Souto.

La Enxebre Orde da Vieira nació en verano de 1967 de la iniciativa de unos gallegos residentes en Madrid. Hasta el momento, más de dos mil personas fueron recibidas en la Orden, y destaca su labor editorial, con cuarenta libros publicados hasta la fecha.

Alcorcón

Antes de compartir la velada de la Enxebre Orde, el secretario xeral da Emigración se acercó hasta Alcorcón, donde la Casa de Galicia de la localidad organizó un encuentro con motivo del Entroido. Allí, Miranda tuvo ocasión de hablar con socias y socios, e intercambiar perspectivas  con la diáspora gallega en esa ciudad.

La Enxebre Orde da Vieira y la Casa de Galicia de Alcorcón son dos de las muchas entidades gallegas que demuestran la importante presencia de la galleguidad en la capital española, y su relevancia social, política, económica y cultural. Según los datos del INE a 1 de enero de 2016, residen en la Comunidad Autónoma de Madrid un total de 78.040 mujeres y hombres nacidos en Galicia, si bien el número de personas vinculadas a la tierra es muy superior si contamos las segundas generaciones nacidas ya en la diáspora.