Jueves, 14 de Diciembre de 2017

CIUDADANES AMIGAS DE LA INFANCIA

Cantabria se incorpora al programa Ciudades Amigas de la Infancia

La vicepresidenta de Cantabria, Eva Díaz Tezanos, ha firmado esta semana, junto al presidente de la Federación de Municipios de Cantabria (FMC), Pablo Diestro, y la presidenta de UNICEF Comité Cantabria, Esperanza Botella, el convenio de colaboración por el que los tres organismos se han comprometido a promocionar, desarrollar e implantar el programa Ciudades Amigas de la Infancia en la Comunidad.

Con una vigencia de cuatro años, prorrogable por otro período de igual duración, el acuerdo suscrito, en el caso del Gobierno de Cantabria, a través de la Dirección General de Política Social, tiene el objetivo de implantar en todos los municipios cántabros un programa destinado a mejorar las condiciones de vida de los niños, niñas y adolescentes mediante la promoción y la implantación de políticas municipales eficaces que garanticen su desarrollo integral con un enfoque de derechos.

"Este convenio pretende reconocer la responsabilidad de las administraciones, tanto del Gobierno de Cantabria como de los diferentes ayuntamientos cántabros, para dar voz a la infancia y tener en cuenta sus necesidades como una de las prioridades de nuestra acción política", ha destacado Díaz Tezanos, quien ha opinado que "todas las niñas y niños tienen el derecho de vivir en condiciones y contextos en los que sus necesidades puedan satisfacerse".

Por su parte, el presidente de la FMC, Pablo Diestro, ha destacado la importancia de este convenio para "acercar a los niños al desarrollo de las ciudades". A su parecer, las ideas de los jóvenes "son fundamentales" para que luego los responsables de las administraciones públicas "tengamos otra visión diferente a la que estamos acostumbrados en nuestro día a día".

La presidenta de UNICEF Comité Cantabria, Esperanza Botella, ha apostado por la idea de que todos los municipios "sean ciudades que incorporen un plan de infancia y que doten de participación a los niños con el fin de promocionar el bienestar de la infancia".

Tras recordar que el programa Ciudades Amigas de la Infancia se desarrolla en 170 municipios de todo el país, llegando al 28% de la población infantil española, Botella ha animado a los ayuntamientos cántabros a que se adhieran a un programa en el que sólo Santander cuenta con el sello de reconocimiento de Ciudad Amiga de la Infancia. "Hay que seguir impulsando este proyecto para que todos los municipios cántabros se asocien a esta forma de estar y de gobernar", ha indicado Botella.

Creado en 2001, el programa Ciudades Amigas de la Infancia que promueve UNICEF Comité Español trata de impulsar la adopción de Planes de Infancia Municipales eficaces que promocionen el desarrollo de la Convención sobre los Derecho del Niño. Unos programas que han de contar con mecanismos de seguimiento y dotación de recursos, además de dar voz a los niños y niñas para que sus opiniones sean tenidas en cuenta en las decisiones de los gobiernos locales, organizaciones y personas adultas.