Imprimir

"Seguir tus sueños no es fácil, pero siempre es satisfactorio"

La Región Internacional | 11 de marzo de 2016

Manel Pedrero lleva ya un año dando vueltas por Europa en bicicleta.
Manel Pedrero lleva ya un año dando vueltas por Europa en bicicleta.

Hace un año que Manel Pedrero empezó la vuelta al mundo en bicicleta. Nos cuenta cómo está siendo la experiencia

Hace un año que Manel Pedrero decidió emprender la vuelta al mundo en bicicleta. 366 días después, hablamos con él para que nos cuente cómo está siendo la experiencia.

Manel, un año después, ¿cómo va la experiencia?
Salí de Dublín hace un año (el 10 de marzo de 2015) y ya he recorrido Irlanda, Escocia, Inglaterra, Holanda, Bélgica, Francia y España. Allí me quedé un par de meses y volví a la ruta el 9 de agosto de 2015, volviendo a Francia, Mónaco, Italia, Eslovenia, Austria, Eslovaquia, República Checa, Alemania y Polonia, donde me encuentro en estos momentos.

¿Qué ruta has seguido'?
Seguí a los destinos que considero de interés cómo Edimburgo, Muro de Adriano, La Rochelle, Milano, Kobarid, Viena y Wroclaw, que ahora es capital europea de la cultura junto con San Sebastián. Mi ruta ha sido justo a los lugares más interesantes que me han ido enseñando los lugareños. siempre intentando seguir rutas ciclistas, como las Eurovelo... Pero no siempre es posible y en ocasiones me he visto metido en tráfico denso. He pedaleado por el norte de Irlanda y las islas Británicas, la costa oeste desde Holanda hasta Burdeos, cruzado Francia hasta llegar a mi casa de Cañamars y después he seguido la costa del Mediterráneo hasta cruzar el norte de Italia para después dirigirme al norte hasta llegar a Lodz,en Polonia,  que es donde estoy en estos momentos. Han sido más de 7.700 kilómetros por 14 países hasta la fecha.

¿Cuál es tu destino y en cuánto tiempo esperas llegar?
Es difícil de responder esta pregunta.. En principio se planeó para tres años, pero ha pasado uno... ¡y aún estoy dando vueltas por Europa! Por lo que he visto hasta ahora, en menos de cinco años será imposible dar la vuelta al mundo, puede que más.

¿Has encontrado muchos españoles en ruta?
¡Claro! ¡Somos muchos los que estamos en el extranjero! No solo me he encontrado con ellos, sino que además me han recibido en ocasiones en sus casas. En estos momentos, por ejemplo, estoy en casa de un amigo de Zaragoza que vive en Lodz (Polonia) haciendo una gran labor como voluntario. En Dresde estuve de paseo con dos chicos de mi ciudad natal, Mataró. El mundo es un pañuelo.

¿Cuáles han sido las mejores anécdotas hasta el momento?
Tengo un montón de anécdotas, algunas más divertidas que otras, claro, pero casi siempre se basan en las personas. Por ejemplo, acababa de reparar la bici en Carcassone y volvía al camino de Canal du Midi. Esa parte del camino está muy mal. A la hora y media, se dobló uno de los soportes del transportín trasero, bloqueándome el cambio y rozando el equipaje con la rueda. No podía avanzar, era tarde y me encontraba en tierra de nadie, lejos para volver atrás... y no sabia lo que tenía por delante. Caminé durante un rato y al final una mujer me acogió en su casa. Vinieron invitados y resulta que eran franceses hijos de españoles que tuvieron que emigrar en la época de la Guerra Civil. Tuvimos una cena todos juntos fantástica y unas risas enormes al ver que el hijo tenia tatuado en su brazo el nombre de Fonz, pueblo aragonés que alguna vez he ido a visitar por mi tío. ¡Pura coincidencia! 

¿Cuál dirías que ha sido el mejor momento?
He tenido muchísimos buenos momentos, es difícil nombrar uno. Creo que la alegría de ver el sol al llegar por primera vez a Francia, a pesar de que me quemé los brazos hasta salirme ampollas, y ver lugares mágicos como la costa de Normandia... Eso ha sido de lo mejor.

¿Y el peor?
Este es más fácil de contestar. ¡Los vehículos que no respetan la distancia de seguridad! Y si a eso le sumas fuertes vientos laterales con lluvia, como me ocurrió en Inglaterra camino de Newcastle, ya no digo más... Hasta tres veces me vi expulsado de la carretera por culpa del viento de los camiones.. Realmente llegué a tener miedo por mi vida. ¡Debemos de respetar el metro y medio, nos va la vida en ello!

¿Cómo está siendo en general la experiencia?
¡Fantástica! Seguir tus sueños muchas veces no es fácil, pero siempre es satisfactorio, me hace sentir completo. Conocer tanta gente, culturas, tradiciones, historia, lugares, amaneceres y puestas de sol... No hay dinero en el mundo que pueda pagar esto, porque no tiene precio. Espero poder estar mucho tiempo así y poder inspirar a los demás a perseguir sus sueños.

¿Cuáles serán tus próximos pasos?
De momento me dirijo a Cabo Norte, en Noruega. La ruta ha cambiado y estoy intentando hacer un viaje más dinámico y no el típico recto al este. Así que mi primer reto es el punto más al norte de Europa, que esta en Noruega, rodeando el golfo de Botnia y volviendo por los fiordos de Noruega. Allí intentare trabajar un poco pues la economía aprieta después de un año y necesitaré un pequeño colchón si quiero continuar. 

 

Podéis seguir las aventuras de Manel Pedrero en www.losviajesdemanel.com

Puede ver este artículo en la siguitente dirección /articulo/protagonistas/seguir-tus-suenos-no-facil-siempre-satisfactorio/20160311103318249715.html


© 2019 La Región Internacional