lunes, 16 de mayo de 2022

El Gobierno Vasco encabeza una delegación de seguimiento de los derechos humanos en Colombia

País Vasco Mónika Hernando viaje_Colombia 2019
Foto de Archivo de Mónica Hernando, directora de Derechos Humanos, Víctimas y Diversidad, que ya viajó a Colombia en 2019

El Gobierno Vasco encabeza una delegación que viaja a Colombia con el fin de realizar un seguimiento a las personas procedentes de este país que han sido acogidas en Euskadi dentro del programa vasco de protección de personas defensoras de derechos humanos. José Antonio Rodríguez Ranz, viceconsejero de Derechos Humanos, Memoria y Cooperación y Monika Hernando, directora de Derechos Humanos, Víctimas y Diversidad, capitanean una delegación que incluye también a seis representantes del Parlamento Vasco, así como personal técnico del Gobierno y de la Agencia Vasca de Cooperación al Desarrollo (eLankidetza) y representantes de entidades sociales: la organización gestora del proyecto Zehar-Errefuxiatuekin (antigua CEAR-Euskadi), Mugarik Gabe, Alboan y [email protected] Sin Fronteras.

En total son 17 las personas que viajarán de Euskadi a Colombia, incluyendo a varios miembros de la Comisión de Derechos Humanos, Igualdad y Justicia del Parlamento Vasco, y un letrado: su presidenta Leixuri Arrizabalaga (EAJ), Iñigo Iturrate (EAJ), Miren Gallastegui (PSE), Oihana Etxebarrieta (EH Bildu), Iñigo Martínez Zatón (Elkarrekin Podemos) y Carmelo Barrio (PP).

Esta misión forma parte del programa vasco de protección temporal para defensoras y defensores de derechos humanos y se produce para comprobar, sobre terreno, la situación actual de algunas de las personas defensoras que han sido protegidas en Euskadi. La delegación viajará para ello a distintas zonas del país dónde se reunirá con personas defensoras y representantes de las entidades a las que pertenecen. También conocerán la situación de una de las personas que viajará a Euskadi este 2022 para participar en el programa.

Precisamente, son dos mujeres defensoras (una de ellas con su hijo) las que viajarán a Euskadi en las próximas semanas en la edición de 2022. Una de ellas llegará desde Colombia y la otra desde Sáhara Occidental.

“La misión incluye visitar territorios de alta conflictividad, donde las comunidades y organizaciones viven en situación de hostilidad y riesgo permanente” ha señalado Monika Hernando. “Con nuestra presencia, contribuimos a proteger sus espacios de vida y trabajo ya que damos visibilidad al apoyo internacional que reciben”.

10 años

El programa celebró el pasado octubre su décimo aniversario. En estos 10 años son 30 personas (18 mujeres, 3 menores a su cargo, y 9 hombres) las que han sido protegidas por Euskadi, procedentes de Colombia, Perú, Honduras, Guatemala y el Sahara Occidental.

Se trata de una iniciativa que busca proteger a defensores y defensoras de derechos humanos que vean amenazada su vida o integridad física por la actividad que desarrollan en sus países de origen en defensa de la vida y la justicia social. Se hace a través de la acogida en Euskadi, por un periodo de seis meses. Su estancia aquí les permite también descansar y cuidarse atendiendo a los impactos de la violencia política, con el fin de fortalecerse física y emocionalmente.

Durante este tiempo, desarrollan una agenda política con diferentes instituciones públicas y organizaciones sociales, con el fin de ampliar y fortalecer sus redes internacionales de apoyo. Estas redes actúan, en la práctica, como un paraguas de protección que contribuye a generar un retorno en mayores condiciones de seguridad y la continuación de su trabajo en defensa de los derechos humanos.

Tras el retorno a sus países de origen, era habitual, hasta 2019, que una delegación vasca visitase a las personas que se habían refugiado en Euskadi meses antes, para realizar un seguimiento de su situación personal y comunitaria. Aunque en 2020 y 2021 la situación pandémica no hizo posible realizar estas visitas, este año se retoman. De esa forma, se pretende fortalecer las redes de protección y seguridad, además de contribuir a visibilizar el apoyo gubernamental, parlamentario y organizativo que reciben estas personas desde Euskadi.

Con la que comienza hoy, serán diez las visitas realizadas en este marco, tras las realizadas a Colombia (2012, 2014, 2015, 2016, 2018), a Guatemala (2015), a Perú (2016) y a Honduras (2017 y 2019).