miércoles, 27 de octubre de 2021

La española Isabel Muñoz retrata la dureza de la emigración

El Centro Cultural de España de Ciudad de México presenta estos días una exposición fotográfica resultado de tres viajes que hizo la fotógrafa catalana Isabel Muñoz con compañeros periodistas de España y América Latina por el sur de México. En ellos fue testigo del éxodo cotidiano de cientos de emigrantes procedentes de Honduras, el Salvador, Guatemala, Nicaragua, Ecuador, Chile, Brasil y Costa Rica, que entre el 2008 y el 2009 se internaron en territorio mexicano en busca de un futuro mejor para ellos y sus familias. La serie fotográfica y audiovisual está centrada en el trayecto que hacen los emigrantes desde la ciudad de Arriaga, en el estado de Chiapas, hasta el municipio de Ixtepec, en Oaxaca. La muestra la integran 81 fotografías agrupadas en retratos, reportajes e imágenes de objetos que revelan a color y en blanco y negro las historias de varios de esos hombres y mujeres.

Encaramados en el techo del tren conocido como 'La Bestia', que recorre México de sur a norte, cientos de emigrantes centroamericanos y suramericanos viajan en busca del 'sueño americano' en una travesía que, muchas veces, ven truncada por criminales que les roban hasta el último aliento, asegura Muñoz.
Estos emigrantes, entre 1.000 y 1.500 en cada viaje, en cuestión de días se vuelven 'más adultos por todo lo que desgraciada, y a veces afortunadamente, viven', señala la fotógrafa española.

Imágenes de jóvenes sentados en las vías del tren, niños envueltos en trapos durmiendo en el techo de 'La Bestia', grupos jugando, gente mutilada, parejas abrazándose, detalles de miradas y objetos personales, están presentes en esta muestra.