viernes, 23 de octubre de 2020

Los emigrantes retornados de Ourense vuelven a la carga, esta vez desde el coche

El pasado 11 de marzo fue el último día en el que la plataforma provincial de emigrantes retornados participó en su última manifestación. Ayer, tras siete meses sin poder reivindicar su situación, volvieron a las calles para hacerse notar y ni una pandemia lo puede evitar. Así reunieron a una treintena de coches que recorrieron las calles de la ciudad para pedir la derogación de la Ley 35/2006, que supone una discriminación fiscal para este colectivo que tiene dos pagadores.

Luis Quintas, presidente de la plataforma, volvió a liderar esta nueva protesta que les llevó ante la Subdelegación de Gobierno. "Unha vez máis estamos na rúa porque levamos moito tempo durmidos e para iso, chega ben a noite", señaló antes de arrancar. Al son de "El Emigrante" de Juanito Valderrama, partieron con la clara intención de hacerse notar: "Levamos moito tempo sufrindo e a ver se dunha vez nos fan caso", deseó.

Con unos 52.000 retornados en la provincia, Quintas considera que merecen "un mellor trato"  por lo que aportan a las arcas públicas: "Nós cumplimos con ir a votar, como nos pediron, pero eles non o fan", indica Quintas.

 


"Seguimos na loita e tócanos facer máis ruído, a ver se ao fin nos escoitan"


Los emigrantes retornados ourensanos no dudaron en coger ayer el coche para manifestarse. "Seguimos loitando e con isto vimos a facer ruído, a ver se nos fan casa", afirmaba Santiago Pena junto a su vehículo, mientras esperaba el inicio de esta nueva versión de sus protestas. También Alicia Espósito aguaraba este momento, mientras muchos de sus compañeros personalizaban sus coches con un cartel de la plataforma de emigrantes retornados. "Non podemos deixar de protestar porque é un abuso o que están a facer con nós", destacaba Espósito.

Entre todos ellos, aunque faltasen retornados preocupados por la situación actual de la ciudad, había una cara nueva. Gloria Rodríguez es una de las nuevas integrantes de la plataforma, que se unió a finales del año pasado a sus filas: "Temos que ter os mesmos dereitos que os demais", reivindicaba mientras reconocía el éxito de esta iniciativa de protesta.