Lunes, 16 de septiembre de 2019

PSOE y Podemos mantienen su discurso antes de retomar los contactos

El presidente del Gobierno en funciones, Pedro Sánchez, acompañado por la vicepresidenta en funciones, Carmen Calvo, y la secretaria socialista de Movimientos Sociales y Diversidad, Mónica Silvana. EFE/Fernando Villar.
El presidente del Gobierno en funciones, Pedro Sánchez, acompañado por la vicepresidenta en funciones, Carmen Calvo, y la secretaria socialista de Movimientos Sociales y Diversidad, Mónica Silvana. EFE/Fernando Villar.
Los plazos para la investidura corren y el discurso apenas cambia. El PSOE reconoce a Podemos como socio prioritario pero insiste en hablar solo de "programa y políticas", mientras que los de Pablo Iglesias insisten en que no renunciarán a todos sus planteamientos y en que la coalición es "la única opción" para garantizar la legislatura.

El secretario general del PSOE y presidente del Gobierno en funciones, Pedro Sánchez, ha retomado los contactos con la sociedad civil (asociaciones de la Memoria Histórica y organizaciones relacionadas con la ciencia y la innovación) pero no con los líderes políticos, negociaciones que quedan para primeros de septiembre, cuando se inicia la cuenta atrás para pactar la investidura o, de no conseguirlo, ir a elecciones.

Tras los encuentros, Sánchez ha eludido hacer declaraciones a los medios. La ministra de Justicia en funciones, Dolores Delgado, que ha acompañado a Sánchez a la reunión con las asociaciones de la Memoria Histórica, ha afirmado que "la disyuntiva no es un gobierno de coalición o unas elecciones. Hay otras opciones que tienen que estar en torno a las políticas, a los acuerdos programáticos".

Delgado ha apelado a la "responsabilidad de todos" para arrancar un programa de "progreso, futuro y estabilidad" y ha insistido en que el cogobierno que pide la formación morada no es viable dado que persisten importantes diferencias con Podemos, especialmente en asuntos de Estado.

A estas declaraciones ha respondido Podemos. En rueda de prensa tras el Consejo de Coordinación, su portavoz, Noelia Vera, ha valorado la actitud de su formación que ha puesto sobre la mesa una nueva propuesta y ha considerado que es el PSOE quien tiene que dar el siguiente paso, en vista de que se está "perdiendo demasiado tiempo".

Vera ha recordado a Sánchez que un gobierno en solitario "no saldría adelante" y la coalición con Unidas Podemos es "la única opción" para garantizar la legislatura.

La portavoz del Consejo de Coordinación ha pedido a Sánchez que muestre "algo de voluntad política" para llegar a un pacto de investidura porque el "peor de los escenarios es ir a elecciones, abrir la puerta a la derecha una vez más en este país".

Tras estas declaraciones, el ministro de Ciencia, Innovación y Universidades en funciones, Pedro Duque, ha resaltado al término de la reunión que ha mantenido junto a Sánchez con colectivos relacionados con este ámbito que "voluntad política para llegar a un acuerdo claro que hay" y ha opinado que esto "está claro".

"Estamos creando con todos estas reuniones un ambiente en el cual se pueda llegar a un acuerdo", ha precisado. 

El presidente tampoco ha hecho declaraciones al término del segundo encuentro de la jornada, pero Duque ha asegurado que de él "han recogido el mensaje de que es muy urgente que se empiece a trabar con un Gobierno estable".

Desde el PP, la vicesecretaria de Organización, Ana Beltrán, ha asegurado que Sánchez "no merece ser presidente" porque parece que "tiene cero interés en conformar gobierno".

"Entró por la puerta de atrás por una moción de censura y no está capacitado", ha aseverado Beltrán en una entrevista en Onda Cero.

Según la dirigente popular, la "falta de interés" de Sánchez por llegar a un acuerdo se ve reflejado en que "han pasado más de cien días (desde las elecciones generales) y sigue sin tomarse en serio las reuniones con Podemos y con los colectivos sociales".

Precisamente entre estos colectivos sociales, la Asociación para la Recuperación de la Memoria Histórica (ARMH) ha urgido a Sánchez, tras el encuentro, a iniciar las exhumaciones de las fosas del franquismo.

En un comunicado posterior al encuentro, esta asociación ha lamentado que en los quince meses de gobierno de Sánchez no se haya puesto en marcha la búsqueda de desaparecidos de la dictadura.

La ARMH ha rechazado "la afirmación del Gobierno" de que es necesario aprobar unos nuevos presupuestos para poder poner en marcha esa búsqueda, ni cambiar la ley.

"Basta -aseguran- con que el Gobierno asuma las recomendaciones del Alto Comisionado para los Derechos Humanos de la ONU sobre España.

Entre sus exigencias, destaca la petición de un Plan de Búsqueda de Personas Desaparecidas por la Represión Franquista y la anulación de los sumarios que fueron resultado "del intento de la dictadura por disfrazar su represión de legalidad".