Jueves, 17 de octubre de 2019

Pedro Sánchez negociará cargos con Podemos si se avanza en el programa de Gobierno

Pedro Sánchez se reúne este martes con el líder de Podemos, Pablo Iglesias, con el aval unánime de la cúpula del PSOE para proponerle un gobierno "monocolor", abierto eso sí, a ceder cargos intermedios, siempre y cuando se avance previamente en los contenidos sobre la base del programa electoral del PSOE.

En la reunión de este martes en el Congreso, el presidente del Gobierno en funciones entregará a Iglesias un documento base para la negociación titulado "España avanza. Propuesta abierta de cooperación para un gobierno social, feminista, ecologista, europeísta y progresista".

Un documento, de 38 páginas, síntesis del programa con el que el PSOE se presentó a las elecciones generales del 28 de abril y que será además la base del discurso de investidura de Sánchez en el Congreso del próximo 22 de julio.

Lo ha explicado la presidenta del PSOE, Cristina Narbona, que considera que el "orden lógico" para la negociación de investidura es fijar primero el "perímetro sobre el que hay acuerdos" y después "concretar más" el ámbito de la "cooperación institucional".

Narbona entiende que hay que empezar a negociar un programa, unas medidas que llevar a cabo a lo largo de la legislatura y, si se avanza en ese capítulo, negociar después los cargos.

No obstante, ha insistido en la dificultad que habría con un Gobierno de coalición con Podemos cuando subsisten importantes diferencias en cuestiones importantes como Cataluña, pese a que el documento que entregará mañana Pedro Sánchez a Pablo Iglesias no contiene ningún punto de acuerdo sobre este asunto.

En cualquier caso y para trabajar en ese pacto programático, el PSOE ha designado a una comisión negociadora dirigida por la vicesecretaria general, Adriana Lastra.

También formarán parte de esa comisión negociadora la ministra de Hacienda, María Jesús Montero; la secretaria de Educación del PSOE, Luz Martínez Seijo; y el responsable de Acción Electoral, Paco Salazar.

Del otro lado, Pablo Iglesias acudirá a la reunión de este martes con cierto recelo, y la sensación de que Sánchez quiere ser investido presidente del Gobierno "a toda costa" e independientemente del programa del Gobierno.

A su juicio, cuando alguien quiere negociar la abstención del PP y Ciudadanos en la investidura y, al mismo tiempo, pide "ayuda" a Podemos, "da la sensación" de que no le interesa el acuerdo programático.

Para el líder de Podemos, lo mejor es "hacer los deberes" este mes de julio, no dejar la investidura para septiembre, "como los buenos estudiantes", y no llegar a esa sesión sin apoyos suficientes.

En su opinión, su formación política ha hecho "cesiones" para llegar a ese acuerdo con los socialistas y ha sido Sánchez el que ha ido poniendo trabas de forma sucesiva.

Ha lamentado que primero argumentara que si pactaban con Podemos no sacarían adelante la legislatura por la oposición de los otros grupos; después que negara el gobierno de coalición y por último que sacara a colación la postura de Unidas Podemos sobre Cataluña.

Pese a ello, Iglesias ha avanzado que en el encuentro del martes planteará a Sánchez "una negociación integral de gobierno" y de equipos de gobierno porque, en su opinión, cuando los programas no van acompañados de equipos "se quedan en papel mojado".

Más allá de la reunión con Iglesias prevista para la mañana del martes, poco se espera del encuentro de Sánchez con el presidente del PP, Pablo Casado, que se prevé reitere su voto negativo a la investidura del candidato socialista y su rechazo frontal a una posible abstención para facilitar el Gobierno del PSOE.

Lo ha adelantado la vicesecretaria de Política Social del PP, Cuca Gamarra, que ha reiterado que la responsabilidad de su partido es liderar la oposición y constituir la alternativa al nuevo Ejecutivo.

A su juicio, hay "otros escenarios" para evitar la repetición electoral que no incluyen la abstención del PP y cree que no habrá una repetición de las elecciones este año porque Sánchez tiene "encauzado" el acuerdo con Podemos, los independentistas y EH Bildu, que es "el camino que ha elegido".

De todos modos, Gamarra ha recordado que el PP ha tendido la mano al PSOE para diversos pactos de Estado que aparten a Sánchez de los "populistas, independentistas y de Bildu".