lunes, 10 de agosto de 2020

Arancha González Laya asegura en Bruselas que España es un destino seguro pese a los rebrotes

La ministra de Asuntos Exteriores, Unión Europea y Cooperación, Arancha González Laya. EFE/Kai Försterling
La ministra de Asuntos Exteriores, Unión Europea y Cooperación, Arancha González Laya. EFE/Kai Försterling
La ministra española de Exteriores, Arancha González Laya, afirmó en Bruselas que España es un destino seguro para los turistas pese a los rebrotes de COVID-19 detectados, que aseguró que forman parte de la "nueva normalidad" en todos los países.

"Todo está controlado", declaró González Laya en el programa matinal de la cadena pública francófona RTBF, en el que recalcó que España "es un país seguro".

Después de que el Ministerio de Exteriores belga haya pasado a España de nivel de alerta "naranja" -que implica la recomendación de seguir cuarentenas al regreso a Bélgica- a "verde" -sin recomendaciones específicas para los que regresen-, González Laya subrayó que "siempre dijimos que las medidas de apertura debían basarse en razones epidemiológicas".

"No es un juego diplomático decir a los ciudadanos las medidas que deben tomar (...) No se hace ese ejercicio para complacer a un país o a otro", recalcó, y consideró que no se debe recomendar el viaje a un determinado país "si no es seguro".

En todo caso, el Ministerio belga -cuya página web con la información actualizada no estaba hoy accesible- mantenía como zona "roja" -prohibición de viaje y, si ya se regresa de allí, obligación de pasar un test de coronavirus y cuarentena- a Lleida y A Mariña, dos de las zonas más afectadas en España por los rebrotes.

González Laya aseguró que España ha tomado "medidas a tiempo" y destacó la importancia no solo de aislar a las personas infectadas sino de rastrear los casos.

"Sin vacuna ni tratamiento, hay que continuar siendo prudentes", dijo, ya que se van a seguir dando casos tanto en España como en los demás países, algo que ya forma parte de la "nueva normalidad", apuntó.

La ministra española pidió a los turistas que sigan las instrucciones que reciban en su lugar de vacaciones, ya que medidas como el uso obligatorio de máscaras depende de las autoridades regionales.

España contempla medidas como la toma de temperatura o rellenar fichas con los datos personales, explicó, porque "lo más importante en una pandemia es poder seguir el rastreo de las personas en caso de que caigan enfermas".

"Si la temperatura es demasiado elevada, vamos a pedirle que se autoaisle, una medida bastante normal en toda Europa", dijo, y agregó que "hemos abierto las fronteras cuando nos hemos sentido seguros" y cuando se podía recibir turistas con seguridad.

Preguntada por la cumbre de la Unión Europea de este viernes y sábado, González Laya consideró "imperativo" que le plan de recuperación tras la pandemia "se adopte esta semana, no solo porque la economía española lo necesita, sino porque lo necesita la economía europea".

Para la ministra española, este fondo es "una parte muy importante de la solución" al igual que la acción del Banco Central Europeo, y rechazó que vayan a pagar por él los países más austeros -Holanda, Dinamarca, Austria y Suecia- que piden más condiciones para acceder a los recursos.

"No es que vayan a pagar los frugales. Todos van a pagar", consideró, y agregó que se trata de "préstamos comunes en beneficio del mercado interior, que es el de todos los europeos, origen de la riqueza de España como de Holanda", indicó.

"Es un momento decisivo en la economía y en la geopolítica, hay que tomar medidas hoy, si no, vamos a estar entre gigantes como EEUU y China y no tendremos nada que decir. Esperamos que los líderes estén a la altura", concluyó.