jueves, 01 de octubre de 2020

El Reino Unido avisa a los turistas de más alteraciones de viajes

Viajeros con destino al Reino Unido hacen cola para facturar en el aeropuerto de Tenerife Sur. EFE/Ramón de la Rocha
Viajeros con destino al Reino Unido hacen cola para facturar en el aeropuerto de Tenerife Sur. EFE/Ramón de la Rocha
El ministro británico de Economía, Rishi Sunak, advirtió a los turistas de su país del riesgo de viajar al extranjero durante la pandemia, ante las conjeturas de que Francia sea el próximo país sobre el que se impondrá la cuarentena.

El Gobierno británico anunció que los viajeros que lleguen al Reino Unido procedentes de Andorra, Bélgica y Bahamas deberán aislarse durante 14 días para evitar la transmisión del coronavirus a partir de este sábado, pero los medios señalan hoy que Francia puede también ser retirado de la lista de "corredores de viaje" seguros, después de que se registrase un alza de casos en ese país.

A finales de julio, el Reino Unido retiró a España de su lista de países considerados seguros y desaconseja viajar al territorio español a menos que sea esencial.

En declaraciones a la cadena Sky, Sunak dijo que el Gobierno "no dudará" en imponer la cuarentena a los viajeros que procedan de países con un aumento de los casos del coronavirus.

"Es una situación difícil. Lo que le puedo decir a la gente es que estamos en medio de una pandemia global, y eso significa que hay siempre hay un riesgo de una alteración de los viajes y la gente tiene que tener eso en cuenta", añadió el ministro.

Sunak resaltó la importancia de que el Gobierno evalúe de manera regular la situación en virtud de la recomendación "de nuestros científicos, nuestros asesores médicos y, si tenemos que tomar medidas como la de anoche, entonces por supuesto que no dudaremos en hacerlo y lo hacemos para proteger la salud de la población".

Al comunicar la imposición de la cuarentena para Andorra, Bahamas y Bélgica, el ministro de Transporte, Grant Shapps, escribió en un mensaje en Twitter que los datos epidemiológicos han llevado a su Ejecutivo a retirar a esos territorios de la lista de "corredores de viaje" seguros a fin de "mantener bajos los ratios de infección".

El Ejecutivo británico informó ayer de la detección de 950 infecciones por COVID-19 en veinticuatro horas, una cifra por encima de las 892 y 670 que se identificaron en las dos jornadas previas, respectivamente.