Lunes, 30 de marzo de 2020

La ministra de Asuntos Exteriores pide calma: "No se puede poner un avión a cada español"

La ministra de Exteriores, Arancha González Laya (c), el director general de Españoles en el Exterior y de Asuntos Consulares y Migratorios, Juan Duarte, y la secretaria de Cooperación, Ángeles Moreno. EFE/Pool Moncloa/Borja Puig de la Bellacasa
La ministra de Exteriores, Arancha González Laya (c), el director general de Españoles en el Exterior y de Asuntos Consulares y Migratorios, Juan Duarte, y la secretaria de Cooperación, Ángeles Moreno. EFE/Pool Moncloa/Borja Puig de la Bellacasa
La ministra de Asuntos Exteriores, Arancha González Laya, ha destacado los esfuerzos que está realizando su departamento para ayudar a retornar a los miles de españoles atrapados por el mundo a quienes ha pedido "calma y paciencia" ya que "no se puede poner un avión a cada ciudadano español y es necesario también que los ciudadanos sean responsables".

En sendas entrevistas con la COPE y Antena 3, González Laya ha realizado un repaso a los principales problemas que está afrontando los españoles dispersos por el mundo y los esfuerzos que realiza España, en coordinación con el resto de países europeos, por ayudar a sus ciudadanos a volver a casa en un mundo cada vez más cerrado.

SERVICIOS SATURADOS

La ministra ha subrayado que "no se puede poner un avión a cada ciudadano español y es necesario también que los ciudadanos sean responsables" y ha explicado que el Ministerio está dando prioridad a menores, niños, estudiantes y también a aquellos que se encuentran en países con "situaciones más complicadas" por estar en países "con más problemas" o en los que se cierran los hoteles.

Sobre la saturación de las líneas telefónicas del Ministerio, González Laya ha señalado que la línea de emergencia consular de Madrid ha pasado de estar atendida por 7 personas a más de 40, a lo que se suman los equipos de cada uno de los 215 consulados y embajadas.

"Por favor, que no saturen las líneas, vamos a contestar a todos", ha apuntado.

Además, ha señalado que las personas sanas y sin demasiados problemas, el consejo es que se queden donde están. Los que estén enfermos o necesiten volver urgentemente a España, que contacten con las embajadas y consulados: "les vamos a ayudar", ha dicho.

González Laya ha asegurado que "en estos momentos", el Gobierno no se plantea cerrar el espacio aéreo por la necesidad de que entren mercancías e insumos, lo que sí se está haciendo es "controlar a quienes viajan desde Asia o a quienes entran".

ECUADOR

La ministra ha asegurado que, el jueves, después de que la alcaldesa de Guayaquil impidiera aterrizar un avión de Iberia que se había enviado para repatriar a 80 españoles, habló con el ministro de Asuntos Exteriores ecuatoriano para pedir explicaciones.

Pese a lo problemas, se ha logrado establecer canales de entrada para la líneas aéreas y se están "preparando nuevos vuelos para el sábado" para darle una respuesta a los españoles atrapados en Ecuador, entre otros un grupo numeroso de sanitarios que está ansioso por volver a España para ayudar, como han demostrado por medios de vídeos colgados en internet.

RETORNADOS

Ya han salido más de 500 españoles que estaban en Malta, otros que estaban en Asia, América Latina y distintos puntos de la UE.

"Hay más y los estamos atendiendo día a día; no es fácil" ya que se están restringiendo los vuelos y el acceso a los países, "pero todo lo vamos a hacer porque ésta es hoy nuestra responsabilidad", ha asegurado.

La operación se está coordinando con otros países de la UE y poniendo en contacto a las compañías aéreas con los viajeros, una tarea que se realiza "de forma rudimentaria y no es fácil, por que no somos agencia de viajes", ha reconocido.

MARRUECOS

La ministra ha asegurado que Marruecos ha cerrado sus fronteras "en diálogo" con España y que se ha habilitado la posibilidad de que los ciudadanos españoles y europeos puedan salir por Ceuta para tomar el ferry hacia Algeciras.

TURISTAS EN ESPAÑA

Ha asegurado estar al habla con sus homólogos de países cuyos turistas aún se encuentran en España para que colaboren con el retorno ordenado, especialmente dado que los hoteles van a cerrar el día 26 de marzo.

Por eso, está al habla con los gobiernos de los países de origen de los turistas: "Son sus gobiernos los que están buscando medios para retornarlos de manera organizada", ha señalado.