viernes, 30 de julio de 2021

España y Estados Unidos conmemoran el aniversario de los 200 años del traspaso de soberanía de Florida

Catedral de San Agustín de la Florida.
Catedral de San Agustín de la Florida

Agencia EFE

Autoridades españolas y estadounidenses conmemorarán el 200 aniversario del traspaso de la soberanía de Florida por parte de España a Estados Unidos con diversos actos que tendrán lugar en San Agustín, la ciudad más antigua de las existentes en este país.

El embajador de España en Washington, Santiago Cabanas; el cónsul general español en Miami, Jaime Lacadena; el alcalde de San Agustín, Tracy Upchurch, y representantes del gobernador de Florida, Ron DeSantis, participarán de la conmemoración.

El programa incluye una representación histórica organizada por la llamada Historic Militia Florida (HMF), en la que intervendrán unas 120 personas con trajes de época.

El presidente de esa organización, Bob Álvarez, nacido en Nueva Jersey y cuya familia paterna viene de Asturias (España), dijo a Efe que es un día de gran importancia para Florida y por eso HMF no quería dejarla pasar.

Lo que se conmemora es la entrega efectiva de Florida, derivada de la entrada en vigor del tratado bilateral Adam-Onis suscrito en 1819.

Álvarez opinó que para España es una conmemoración "agridulce", pues dejó de tener entre sus posesiones la península de Florida, descubierta y reclamada por Juan Ponce de León en 1513.

Salvo un periodo de dominación británica (1763-1784), Florida perteneció desde 1513 hasta el 10 de julio de 1821 a la Corona española, como recuerda su bandera con la Cruz de Borgoña o Cruz de San Andrés, que era el pabellón nacional del Imperio español.

De acuerdo con la entidad Hispanic Council, el tratado de Adams-Onís, también conocido como Tratado de Transcontinentalidad, definió la frontera entre la Nueva España, una posesión española que incluía a lo que hoy es México, y Estados Unidos en 1819.

Se acordó en medio de las crecientes tensiones relacionadas con los límites territoriales de España y Estados Unidos en América del Norte tras la Revolución estadounidense.

Luis de Onís, ministro plenipotenciario de España en Washington, firmó el tratado como representante de Fernando VII y por parte de Estados Unidos lo hizo el secretario de Estado John Quincy Adams.

La negociación se inició en 1819 y, aunque el tratado se firmó ese mismo año, no fue ratificado hasta el 22 de febrero de 1821 por ambas partes. Entró en vigor el 10 de julio de 1821.

Según The Hispanic Council, la Florida se había convertido en una carga para España, que no podía permitirse enviar colonos o guarniciones.

Por esta razón, el Gobierno español decidió ceder el territorio a Estados Unidos a cambio de resolver la disputa de límites a lo largo del Río Sabine en la Texas española.

Así, la Corona española quedó como única soberana de Texas. A cambio, además de Florida, tuvo que ceder Luisiana, el territorio de Oregón y la navegación por el río Misisipi.

El tratado solo estuvo en vigor durante 183 días, del 22 de febrero de 1821 al 24 de agosto de 1821, día en el oficiales españoles firmaron el Tratado de Córdoba reconociendo la independencia de México.

El Tratado de Límites entre México y Estados Unidos, firmado en 1828, reconoció la frontera definida por el Tratado Adams-Onís como límite entre las dos naciones.