lunes, 17 de mayo de 2021

Corea del Sur eximirá a vacunados de cuarentena obligatoria al entrar al país

EFE/EPA/LUONG THAI LINH/Archivo
EFE/EPA/LUONG THAI LINH/Archivo

Agencia EFE

Las autoridades sanitarias surcoreanas anunciaron que eximirán a aquellas personas vacunadas contra la COVID-19 de cumplir con la cuarentena de 14 días que es obligatoria para entrar al país asiático.

La medida se empezará a aplicar a partir del 5 de mayo próximo y en principio afectará solo a aquellos vacunados por completo en Corea del Sur, explicó en una rueda de prensa el responsable de directrices legales de la Agencia para el Control y la Prevención de Enfermedades Infecciosas de Corea (KDCA), Choi Ho-yong.

En la actualidad y casi desde el principio de la pandemia el país asiático somete a todo aquel que entra en Corea del Sur a una estricta cuarentena de 14 días (las autoridades controlan mediante la señal GPS del teléfono móvil que las personas en cuarentena no abandonen el recinto de aislamiento).

A partir del 5 de mayo, aquellos que hayan recibido en territorio surcoreano la segunda dosis de la vacuna (Corea del Sur solo administra de momento los remedios de Pfizer y AstraZeneca) hace al menos dos semanas quedarán eximidos de la cuarentena cuando salgan y vuelvan a entrar en el país, siempre que testen negativo nada más aterrizar.

En todo caso, el KDCA ha indicado que a estas personas se les seguirá haciendo un seguimiento de posibles síntomas durante los 14 días posteriores a su entrada y que se les requerirá de manera obligatoria una prueba PCR al final de dicho periodo.

A su vez, aquellos viajeros procedentes de países donde se hayan detectado variantes más contagiosas, como Sudáfrica o Brasil, no podrán quedar exentos de la cuarentena.

Aquellos que se hayan vacunado en otros países "serán reconocidos (para quedar exentos de cuarentena) de manera gradual a través de acuerdos (con otros países) en el futuro", dijo Choi.

En ese sentido, explicó que en principio será más fácil cuando exista reciprocidad en cuanto a las vacunas en cuestión, ya que Corea del Sur solo ha aprobado de momento el uso de AstraZeneca, Pfizer y Janssen.

Eso dejaría fuera en el futuro más inmediato a personas vacunadas con la china Sinopharm o la rusa Sputnik V.

En todo caso, la medida promete afectar de momento a poca gente, puesto que Corea del Sur va retrasada en la vacunación comparada con otras economías desarrolladas y solo 148.282 personas, el 0,3 % de la población adulta, está completamente vacunado.