miércoles, 01 de diciembre de 2021

Banco Santander: su filial brasileña preocupada con la "inconsistencia" del discurso fiscal

Detalle de un cartel luminoso del Banco Santander.

Agencia EFE

El presidente de la filial brasileña del Banco Santander, Sérgio Rial, manifestó su preocupación con la "inconsistencia" del discurso fiscal de las autoridades del país, después de la decisión del Gobierno de alterar el techo de gastos para incrementar las ayudas sociales.

"Me preocupa la cuestión de la inconsistencia de narrativa, es importante tener una línea de narrativa reformista", que también tenga un enfoque de "inclusión social", indicó Rial en una teleconferencia con periodistas para comentar los resultados trimestrales de la entidad.

El alto directivo consideró que la narrativa de ajuste fiscal "cambió" de cierta manera, pues se pasó de hablar de una simplificación de la cuestión tributaria, a la cuestión del auxilio social durante 2022, año en el que el presidente Jair Bolsonaro intentará su reelección.

El Gobierno anunció la semana pasada una expansión temporal del programa de subsidios destinados para los más pobres, que pretende financiar modificando al alza el techo de gastos y aplazando el pago de una parte de las deudas judiciales del Estado.

Esas maniobras fiscales provocaron un terremoto en los mercados brasileños, que se tradujo en agudas caídas en la bolsa de Sao Paulo y una fuerte apreciación del dólar estadounidense frente al real brasileño.

"A pesar de la necesidad de discutir un apoyo estructural a la sociedad brasileña pospandemia, eso no puede dejar de ocurrir sin una discusión de búsqueda de equilibrio fiscal", expresó Rial.

Por otro lado, destacó los programas de ayudas a las pequeñas y medianas empresas (pymes) que impulsó el Gobierno durante lo peor de la pandemia, que de cierta forma "aliviaron la pérdida de empleo, la morosidad y la quiebra" de compañías.

"Y ahora viene una segunda fase que es la dimensión de la persona física, aún con un numero de desempleados muy alto y con la inflación no ayudando, royendo el poder de compra de todos", completó, en alusión a ese aumento de los subsidios sociales.

Sobre la creciente inflación, que supera el 10 % interanual y que ha llevado al Banco Central de Brasil a iniciar una política monetaria restrictiva, Rial señaló que el alza en los precios no sólo se resolverá con la elevación de la tasa básica de interés.

"Sólo con política monetaria no seremos capaces de resolver (la subida de la inflación), tiene que haber una combinación de una política monetaria firme" con una "orientación de medio y largo plazo de equilibrio de las cuentas públicas en el ámbito fiscal", ponderó.

No obstante, aclaró que las presiones inflacionarias no sólo es un fenómeno que está ocurriendo en Brasil, y citó otros casos como el de Alemania y Estados Unidos.

Por otro lado, Rial prevé una desaceleración natural del crédito en 2022 -especialmente en el sector inmobiliario-, porque parte del crecimiento registrado este año "se debe al represamiento de la actividad económica que hubo en 2020" por cuenta de la pandemia de coronavirus.

También pronosticó un "momento más difícil" en el apartado de los índices de morosidad.

"Vamos a tener que navegar en un año más difícil", aseveró Rial, quien espera, además, que la subida de los tipos para combatir la inflación se refleje también en un cambio dólar/real "menos volátil".