lunes, 13 de julio de 2020

Unos 80 españoles varados en Uruguay sin poder retornar a España se sienten "desamparados"

Un grupo de españoles y uruguayos residentes en España, que se encuentran varados en Uruguay, frente al Consulado de España para pedir a las autoridades que reprogramen nuevas conexiones aéreas para poder retornar. EFE/ Raúl Martínez
Un grupo de españoles y uruguayos residentes en España, que se encuentran varados en Uruguay, frente al Consulado de España para pedir a las autoridades que reprogramen nuevas conexiones aéreas para poder retornar. EFE/ Raúl Martínez
Los españoles y uruguayos residentes en España que no fueron autorizados a viajar a Madrid en el vuelo de repatriación que saldrá el 1 de junio se reunieron frente a la Embajada de su país para exigir respuestas por una situación que los tiene "desamparados" y "poco optimistas".

Así lo aseguró a Efe Mónica Blanco, una de las integrantes de este grupo de unas 80 personas. Ella reside hace 18 años en la nación europea y viajó a la capital uruguaya a visitar a su madre de 87 años.

"Nos sentimos muy mal por lo que estamos viviendo, supongo que hay gente que lo vive igual que nosotros, pero lógicamente, cuando no tienes crédito, cuando estás totalmente desamparado, la verdad que es muy feo porque no hay a quien recurrir", señaló.

Blanco, quien tenía marcado su retorno para el 14 de abril, indicó que su vuelo fue cancelado por Iberia al igual que su seguro, por lo que ahora no tiene "nada".

"No tenemos médico, no tenemos ingresos, no tenemos nada. Tenemos nada más que pedir limosnas a nuestras familias", apuntó.

Tras reunirse con el cónsul general de España en Uruguay, José Rodríguez Moyano, la mujer dijo a Efe sentirse "poco optimista" por la respuesta que obtuvo y remarcó que el próximo paso que piensan dar es ir al Ministerio de Relaciones Exteriores a hablar con el canciller uruguayo, Ernesto Talvi, por la voluntad que este ha mostrado repatriando a sus compatriotas.

Por su parte, Camila García, quien retornará a España el próximo lunes pero fue a apoyar a quienes no lo harán, dijo a Efe que la situación es "muy complicada", tal como lo ha sido en los cerca de tres meses que llevan varados en Uruguay.

Asimismo, puntualizó que hasta el momento la única solución que tienen quienes no retornan es hacer un vuelo por Sao Paulo, que implica un gasto "muchísimo" mayor, además de varias escalas y el hecho de pasar por una ciudad con un "foco grande" de COVID-19.

Parte del grupo de varados obtuvo una solución el pasado 22 de mayo, cuando el Ministerio de Asuntos Exteriores, la Unión Europea y Cooperación dio luz verde a varios vuelos de repatriación, entre ellos uno desde Uruguay.

Además, el 12 de abril, en un chárter fletado por empresarios para trasladar a 250 esquiladores uruguayos que debían llevar a cabo su trabajo de temporada allí fueron incluidos algunos integrantes del grupo de protesta.

En Uruguay, según datos oficiales, hay 803 casos positivos por COVID-19 y 22 fallecidos desde el 13 de marzo, cuando se decretó la emergencia sanitaria por el COVID-19.