lunes, 04 de julio de 2022

PRESIDENTA DEL CRE DE ZURICH

María Ballester Ruiz: "Mis expectativas son muy positivas. La inmigración en Europa está mucho mejor representada esta vez, ya que han surgido nuevos CREs"

Mery Ballester CRE de Zurich Suiza
María Ballester Ruiz, presidenta del CRE de Zurich

¿Dónde nació, cuándo emigró y dónde vive?

Nací en Huelva. Emigré a Suiza en el 2015, poco después de graduarme en Periodismo por la Universidad de Sevilla.

Emigré por razones obvias: después de graduarme la situación laboral en España era pésima.
Sólo se ofrecían contratos de prácticas sin remuneración y me encontraba muy desalentada y frustrada, por lo que decidí marcharme.

Obviamente, ser emigrante no es fácil, sobre todo en un país tan conservador como Suiza pero 7 años después puedo decir que he conseguido adaptarme, aprender los idiomas del país y formar parte de su mercado laboral, trabajar en mi campo profesional y, la verdad, no puedo quejarme. 

¿Con qué expectativas se incorporará al CGCEE?

Mis expectativas son muy positivas. La inmigración en Europa está mucho mejor representada esta vez, ya que han surgido nuevos CREs en el continente, y además llevamos meses organizados y preparándonos a través de medios no oficiales, por lo que el trabajo, espero, será más fructífero y coordinado que en anteriores mandatos. Este es mi segundo mandato como Consejera General por Suiza. Al haber conocido previamente el funcionamiento, voy mucho más preparada y con más ganas. 

Le suponemos consciente de la ralentización de los asuntos que el CGCEE tiene encima de la mesa desde hace años, y de los escasos, si no nulos avances de este órgano consultivo. ¿Qué espera del mandato que está a punto de iniciarse?

No creo que eso haya sido culpa del CGCEE. Es difícil poder coordinarse de forma remota y tampoco ayuda que no se nos haya convocado desde el último pleno en 2018. Las instituciones no nos han tomado en serio ni tenido en cuenta en los últimos años a pesar de nuestras reiteradas quejas y demandas. 

¿Cuáles son los temas más importantes que afectan a los emigrantes españoles que viven en el país que usted representará en el CGCEE?

Por nombrar algunos: las desigualdades que hay en materia de Fiscalidad para los españoles en el exterior, el problema de la pérdida de Nacionalidad y que aún no se haya encontrado una solución, la falta de planes de retorno a España y escasa (si no nula) orientación e información, la Jubilación y la Protección de la Mujer. 

En Suiza, como en casi todos los países de habla no hispana, la presencia de las ALCEs, su gestión y preservación es importante para nuestra ciudadanía y tenemos que hacer todo lo posible para aumentar los recursos, tangibles e intangibles, de dichas aulas, como optimizar el sistema de aprendizaje online "Aula Internacional" y también el sistema de registro online. 

En materia de igualdad también es importante crear protocolos de actuación mas fuertes contra la violencia machista. No debemos olvidar que en el exterior, las víctimas de violencia de género se ven aún más desprotegidas, aisladas y en una situación mas precaria. 

Además, no debemos olvidar que el Personal Laboral en el Exterior (PLEX) está actualmente reivindicando mejoras en su situación laboral y apoyarles.

Por último, la falta de sincronía y uniformidad en la gestión de los diferentes consulados en Suiza (a pesar de ser un país relativamente pequeño). Esto debe parar. No puede ser que, dependiendo del cónsul que te toque en tu oficina consular (y de las ganas que tenga de implicarse), tengamos más facilidad de trabajar como CRE o siquiera de presentarse a las elecciones al CRE. Es una de las razones por las que en Ginebra y en Berna no hay CRE a día de hoy. 

¿Alguna otra reflexión que desee hacer?

Simplemente recordar a nuestras instituciones que los miembros de los CREs y el CGCEE ejercemos un trabajo totalmente voluntario y no remunerado, con el único interés de mejorar la vida de nuestra diáspora y ejercer de cauce para la transmisión de inquietudes y reivindicaciones de los españoles en el exterior: PURA VOCACIÓN.

Aún siendo éste trabajo voluntario, dedicamos muchas horas y esfuerzos a nuestra misión y no sentimos que las instituciones valoren lo que aquí se hace. Es más, cuando exigimos responsabilidades, lo único que recibimos a cambio son, por poner un ejemplo, oficinas consulares que culpan a "los de arriba", que a su vez culpan a otras instituciones o al Secretario, Subdirector o Director de turno... Y como dice mi madre, "hoy por tí, mañana por mí y la casa se queda sin barrer".  

Lo primero que necesitamos, por parte estas instituciones públicas y sus representantes es que dejen de eludir responsabilidades y justifiquen el cargo que ocupan con cambios significativos. Idealmente, desde ya.