domingo, 17 de enero de 2021

Asturias destina 65.000 euros a la compra de equipos tecnológicos para los centros de educación primaria de la Franja de Gaza

Foto Mohammed Hinnawi
Foto Mohammed Hinnawi

El Principado ha concedido una ayuda de 65.000 euros al Comité Español de la Agencia de Naciones Unidas para los Refugiados de Palestina en Oriente Próximo (UNRWA) destinada a la compra de equipos tecnológicos para los centros de educación primaria de la Franja de Gaza.

Estos fondos servirán para facilitar el aprendizaje a distancia, que se desarrolla con especial intensidad en los últimos meses como consecuencia de la covid-19 y que resulta de gran utilidad en la Franja ante la inestable situación que se vive en la zona. Los equipos se distribuirán en una treintena de colegios y beneficiarán a cerca de 30.000 estudiantes.

Las ayudas permitirán adquirir máquinas fotocopiadoras para aportar textos y recursos al alumnado, ya que la mayor parte no dispone de ordenadores en sus domicilios. También se renovarán los sistemas de megafonía de los centros educativos para la transmisión de la información diaria. Los estudiantes de estas escuelas siguen recibiendo educación a distancia en todas las asignaturas, por lo que el acceso a materiales impresos se considera esencial, así como el funcionamiento correcto y seguro de las instalaciones físicas para el momento en que se retomen las clases presenciales.

La situación socioeconómica de la población palestina es de extrema fragilidad. Se estima que 581.442 personas viven por debajo de la línea de la pobreza absoluta, con menos de 1,74 dólares al día. Otras 389.680 viven por debajo del umbral de la pobreza relativa, con menos de 3,87 dólares por persona y día.

La población refugiada de Palestina representa el 73% de los habitantes de la Franja de Gaza, una de las zonas con mayor densidad de población del mundo, superior a los 5.000 habitantes por kilómetro cuadrado.

UNRWA gestiona uno de los sistemas escolares más importantes de Oriente Próximo y educa a más de medio millón de niños y niñas en 711 escuelas. La agencia es el principal proveedor de educación primaria para la población refugiada de Palestina desde hace setenta años. Actualmente, en la Franja de Gaza, administra 276 centros de educación primaria.