viernes, 07 de agosto de 2020

El presidente de Andalucía hará valer el principio de igualdad "hasta sus últimas consecuencias"

El presidente de la Junta de Andalucía, Juanma Moreno. EFE/ Abel Alonso
El presidente de la Junta de Andalucía, Juanma Moreno. EFE/ Abel Alonso
El presidente andaluz, Juanma Moreno, ha rechazado lo que considera una indefinición en materia económica de las propuestas del Gobierno central y ha advertido de que Andalucía, como comunidad más poblada de España, "hará valer el principio de igualdad hasta sus últimas consecuencias".

Tras la Conferencia de Presidentes autonómicos, Moreno ha dicho en una rueda de prensa que en asuntos económicos "salimos como entramos" y ha lamentado desconocer "dónde, cómo y cuándo" se van a recibir los fondos para afrontar la crisis de la covid-19.

Tampoco le ha parecido lo más acertado que esos fondos se condicionen a la presentación de proyectos por parte de las comunidades autónomas, ya que eso tiene "un grado de subjetividad", y ha lamentado que los gobiernos regionales no vayan a tener una libre disposición de esos fondos para las que ellos saben que son sus prioridades.

Además, el reparto planteado por el Gobierno central "perjudica grave y severamente a Andalucía" y ha reiterado que "el criterio más justo y más equitativo" es el establecido por la propia UE, en cuanto a población, PIB y desempleo, además de insistir en que "el factor poblacional es absolutamente decisivo".

Moreno ha mostrado su preocupación por que al País Vasco se le haya permitido justo antes de la reunión de presidentes de hoy un objetivo de déficit del 2,6 por ciento cuando para Andalucía se ha establecido el límite en el 0,2 por ciento, lo que ha considerado "como un privilegio de un territorio sobre otro" y ha advertido: "No vamos a permitir, como comunidad más poblada de España, que haya criterios subjetivos; no vamos a permitir el maltrato a Andalucía".

También en el plano económico ha apuntado que España es el país que más ha caído de todos los de la OCDE y, ha añadido que eso "tiene mucho que ver con todo lo que se ha hecho", en alusión a la actuación del Gobierno central, del que también ha dicho que en sus planes de reparto de fondos "se hace trampas al solitario".

Ha recordado en varias ocasiones que la población andaluza es de ocho millones y medio de habitantes y se ha preguntado a cuántos proyectos financiados con los nuevos fondos europeos puede aspirar una comunidad autónoma y cuánta es la dotación máxima de cada proyecto, una serie de dudas que le han hecho concluir que "para salir de la crisis se necesita la máxima transparencia, y a día de hoy no la hay".

Sobre el turismo británico ha demandado que si se establece un pasillo seguro con Canarias y Baleares "Andalucía debe estar" y que lo contrario sería un agravio, porque el mercado británico es estratégico para los intereses andaluces, por lo que también ha lamentado que el Gobierno se haya estado "distrayendo" con el asunto de Gibraltar cuando había temas más interesantes que abordar.

Moreno se ha referido a la inmigración para decir que es un asunto de plena competencia estatal, ha recordado que los inmigrantes indocumentados pueden moverse a las 72 horas de su llegada y que en el caso de algunas pateras procedentes de Argelia han llegado personas con coronavirus.

También ha demandado reformas legales y cambios normativos que permitan a las comunidades autónomas emplear el confinamiento parcial, por municipios, calles o edificios, lo que ahora depende de una autorización judicial, que puede ser lenta, y ha reprochado al Gobierno: "Ha habido tiempo de sobra para hacer esas reformas".

El presidente andaluz ha lamentado improvisación en la reunión de hoy y, aunque considera positiva la Conferencia de Presidentes, ha advertido de que se ha de celebrar con "mucha y mejor coordinación" y ofreciendo más información a las comunidades autónomas para que estas puedan concurrir con sus "deberes hechos".