Martes, 25 de Septiembre de 2018

TRÁGICO SUCESO

Muere asesinado en México un empresario afincado en Galicia

Un vecino de la localidad gallega de Beariz, en Ourense, fue hallado muerto en Guadalajara (México), el pasado 3 de marzo. El fallecido, de 41 años de edad, con iniciales D. B. C., según pudo saber este periódico, falleció tras ser quemado con un soplete. El fallecido, oriundo de Caracas (Venezuela), se afincó como empresario en Beariz y viajaba con frecuencia a países lationamericanos. Se baraja como hipótesis de su muerte un posible robo o temas relacionados con sus negocios.

Un familiar lejano suyo y concejal en el Concello de Beariz, José Balboa, confirmó su muerte, aunque comentó que toda la información que llegaba desde el otro lado del charco era "bastante ambigua", dado que el fallecido no se encontraba en una zona en la que residiera habitualmente. "Allí era poco conocido, no era su lugar habitual cuando viajaba a México", comentó Balboa. Afirmó que todo lo que se pudiera comentar sería "incierto" y que la propia familia residente en la provincia de Ourense no tenía datos concretos.

Segundo caso reciente

Este es el segundo asesinato de un ourensano en México en apenas tres meses. El otro caso fue el de Manuel Teixeira Guerra, de 62 años, también natural de Beariz, que fue hallado muerto en diciembre pasado con un disparo en la sien dentro del maletero de su propio coche, un Mazda de color blanco, con matrícula de Jalisco.

El cadáver estaba en el interior del maletero del automóvil y fue localizado por unos vecinos cuando paseaban por un camino de tierra, que según fuentes policiales mexicanas, enlaza una vivienda con la carretera León- Comanjilla. Teixeira Guerra se dedicaba a la hostelería y la mayor parte de su familia ya había regresado a España, en concreto a la provincia de Pontevedra, donde regentan una cafetería.

La policía mexicana investigó el crimen, que atribuyó a un robo, pero a día de hoy, según pudo saber este periódico, aún no se practicaron detenciones.

Veinticinco crímenes en la diáspora desde 2007

Del fallecimiento del empresario afincando en Beariz no figuraban ayer datos en la prensa escrita y audiovisual mexicana. La muerte causó conmoción entre sus conocidos, que ayer intentaban recabar cualquier tipo de información en el país centroamericano con el objetivo de hacerse cargo de los restos mortales.

D.B.C. se suma a la lista de los hasta ayer 25 ourensanos fallecidos en la diáspora desde 2007. La mayoría de ellos fueron abatidos de disparos en Venezuela y México, pero también se registraron crímenes en Panamá, Colombia y Argentina. En la actualidad, los residentes en Venezuela y México enfrentan su día a día con temor a un robo y lo que es más grave, perder la vida o la de un familiar.  También temen ser secuestrados y los raptores pedir un rescate.

En estos asesinatos, los delincuentes actuaron con mucha violencia después de seguir a las víctimas durante varios días o tenerlas localizadas. Los emigrantes ourensanos, al igual que los de otros territorios, extreman a diario su seguridad cambiando recorridos y lugares. También han blindado sus domicilios.