Jueves, 13 de Diciembre de 2018

DESAYUNO DE TRABAJO

Magdalena Valerio “Este Gobierno está para cumplir las Leyes. El CGCEE será recibido”

La ministra de Trabajo, Migraciones y Seguridad Social, Magdalena Valerio.
La ministra de Trabajo, Migraciones y Seguridad Social, Magdalena Valerio.

Los responsables de Emigración del gobierno de España, encabezados por la ministra de Trabajo, Migraciones y Seguridad Social, Magdalena Valerio, organizaron un desayuno de trabajo, en el se habló de cuestiones que afectan a la crisis migratoria que se está viviendo en España, así como a otras relativas a los españoles en el exterior,  que superan a estas alturas del año  los 2.482.000 personas, “casi un millón más de emigrantes”, indicó Valerio, que en 2010. Recuperar el talento perdido, será una de las medidas para frenar la emigración que se anuncia desde su departamento, y que estará dirigida todos "aquellos jóvenes que deseen regresar". 

Anunció, también Valerio, que éste año se aplicará, por primera vez, la norma aprobada en el 2008 que  permitirá actualizar las pensiones asistenciales que han sufrido una depreciación, por el cambio de moneda, de más del 15%, y que perciben los emigrantes españoles residentes en Argentina en situación de necesidad, como consecuencia de la devaluación de la moneda. Una medida que calculan afectará a entre 3.000 y 5.000 emigrantes y en la que se emplearán alrededor de nueve millones de euros en concepto de ayudas asistenciales que perciben de España.

Respecto a la situación que viven los retornados de Venezuela, que desde hace más de dos años no perciben sus pensiones, avanzó que en breve se “va a haber una respuesta” por parte del Ministerio. Sin embargo no quiso adelantar ningún dato respecto al presupuesto que barajará su departamento para el año 2019,  “vamos a ver si conseguimos aprobar el techo de gasto, nos gustaría incrementar el presupuesto, pero sería imprudente por mi parte dar cifras, ya que lo prioritario ahora es sacar adelante un plan de choque para paliar la situación que se está viviendo en el Sur”, sentenció.

Preguntada la ministra por el incumplimiento por parte de los últimos Gobiernos de la Ley que contiene el Estatuto de la Ciudadanía Española en el Exterior, dado que, a pesar de que así lo recoge explícitamente la norma, los representantes del CGCEE no son recibidos ni por el Congreso ni por el Senado, Magdalena Valerio, sin ambigüedad alguna, declaró “Este Gobierno está para cumplir las Leyes. Los representantes del CGCEE serán recibidos”.

La ministra asimismo destacó la preocupación que tiene, compartida y aumentada por su equipo, por atender las situaciones de extrema necesidad en las que se encuentran varios miles de emigrantes españoles residentes en el exterior, especialmente en países como Argentina y Venezuela.

En cuanto al brutal recorte presupuestario que ha sufrido la Secretaría de Estado de Migraciones, y muy especialmente en lo que atañe a los apartados de atención a la Ciudadanía Española en el Exterior en Prestaciones, Ayudas individuales y Programas de Subvenciones, de los 135 millones de euros del 2010 se ha pasado a menos de la mitad, a los apenas 55 millones del 2017, la ministra ha preferido ser prudente y no comprometerse a dar una cifra de crecimiento, pero si a luchar con el correspondiente Ministerio, (Hacienda), para entrar en la senda de recuperación de recursos para hacer frente a las cada vez más importantes necesidades de los españoles residentes en el exterior cuando, de la cifra de 1.574.123 españoles residentes en el exterior registrados en el año 2010, se ha pasado a los 2.482.808 que recoge, en 2018, la última actualización del INE.

Balance españoles residentes ext. 2010-2017-1

Abordar las necesidades de casi el doble de residentes en el exterior con menos de la mitad del presupuesto es un trabajo arduo, en el que la ministra y todo su equipo se han comprometido y del que esperan empezar a conseguir por primeros frutos, especialmente para los más necesitados, a la mayor brevedad, como sería  el caso de los más de 3.000 españoles residentes en Argentina, a los que se les actualizará la pensión asistencial que reciben y que, por culpa de la devaluación del peso, (más de un 15%), han perdido mucho poder adquisitivo.

En cuanto a la crisis migratoria que vive el Sur de España, Magdalena Valerio afirmó que “los fenómenos migratorios forman parte de la historia de la humanidad”, y que las personas emigran por motivos económicos o por políticos, como consecuencia del hambre, las guerras o las persecuciones. Por ello, dijo, este gobierno quiere abordar la emigración de forma “integral”, basándose en cuatro pilares: la ayuda humanitaria, la gestión de la inmigración, la integración y la acogida, y la que denomina “mirada europea”, como es la presencia de la inmigración en las políticas europeas.

Sobre la regulación de la emigración, subrayó que, lógicamente, hay que “regularla”, pero no hay que verla “como una amenaza”, si no como una oportunidad. “Que vengan personas  a trabajar de otros países, se ha producido y seguirá produciéndose”.

Lo que ha cogido desprevenidos a los responsables de Emigración del gobierno de Sánchez son las más de 20.000 solicitudes de asilo político que se han recibido en lo que va de año, cuando en el año 2014 se habían recibido, en todo el año, menos de 6.000. Algo totalmente nuevo “a lo que habrá que dar respuesta”.  Hizo hincapié la ministra Valerio en que España es “un país solidario, del que también hemos tenido que emigrar “, por lo que no podemos permitir que “el Mediterráneo sea una fosa común”. El Aquarius fue un “gesto de atención humanitaria”, sí, pero los temas migratorios deben tratarse a nivel europeo, afirmó.

2018 07 20 19 Grafico Solicitantes Protección Intern

Finalmente y sobre la situación de despoblamiento que viven algunas poblaciones españolas, afirmó que es "consciente de que tenemos territorios con una gran despoblación y un notable envejecimiento, como el caso de provincia de Ourense, y otros territorios del país, como serían, entre otros casos significativos, los de Asturias o Castilla La Mancha, mi Comunidad Autónoma de origen, en la que algunas zonas tienen menos población que la Estepa Siberiana, con menos de dos habitantes por kilómetro cuadrado”. En estos términos se refirió la ministra de Trabajo, Migraciones y Seguridad Social, Magdalena Valerio respecto a la incidencia que han tenido fenómenos como el  envejecimiento de la población, el éxodo de los jóvenes, la caída de la natalidad y la baja densidad demográfica “tan grande” en las zonas rurales. Solo paliada “gracias a personas que vienen de otros países”, que han mantenido cierta “actividad económica”.

La ministra Valerio, que participará esta semana en una conferencia sectorial a la que están convocadas todas las Comunidades Autónomas, y en la que “se hablará de políticas activas de empleo, de fondos para fomentarlas, y se hará hincapié en esas zonas donde es necesario fijar y atraer población”, anunció que su gobierno “cooperará con todas las comunidades para atajar la despoblación”, en la linea ya expresada por las Comunidades Autónomas y los Municipios, de acoger a la población inmigrante.