Miércoles, 24 de Mayo de 2017

REPATRIADOS

España repatrió en 2016 a 1.758 inmigrantes en vuelos y 868 en barcos

España repatrió el año pasado a 1.758 inmigrantes en vuelos, la mayoría a través de Marruecos, pero también en transporte aéreo en solitario y en colaboración con la Agencia Europea de Control de la Frontera Exterior (Frontex), y a otros 868 en barcos internacionales.

Son datos del Ministerio del Interior que ha presentado hoy en la Comisión Mixta de Relaciones con el Defensor del Pueblo del Congreso su titular, Soledad Becerril, y que detalla en el informe anual del Mecanismo Nacional de Prevención de la Tortura (MNP).

El informe también indica que en 2016 fueron detenidos en España 35.882 extranjeros por infracción de la Ley de Extranjería -36.327 en 2015-, de los que 7.597 fueron internados en los CIE -6.930 en 2015-.

De esos 7.597 extranjeros internados en CIE han sido expulsados 2.205, es decir, un 71 % no han sido expulsados.

A lo largo de 2016 ha habido un total de 9.241 expulsiones de ciudadanos extranjeros, según los datos facilitados por la Dirección General de la Policía.

Respecto a los operativos de expulsión de extranjeros, 217 fueron en vuelos internacionales organizados por España, otros 304 en vuelos conjuntos con Frontex, 1.219 repatriaciones a Marruecos vía Ceuta y 18 repatriaciones a Marruecos vía Melilla.

Además, se utilizaron 86 barcos para trasladar a 868 ciudadanos argelinos desde Almería.

La defensora del pueblo ha explicado que la institución realizó 3 operativos de repatriación y que se ha recomendado que en esos vuelos se realicen siempre un reconocimiento médico de forma expresa y previa a todo ciudadano extranjero que vaya a ser expulsado.

Becerril ha lamentado que haya sido rechazada la sugerencia del Defensor de que notificara con "tiempo suficiente" a las personas que van a ser expulsadas esta circunstancia para que pudieran hacer las gestiones que estimaran pertinentes.

Asimismo, la institución ha formulado una recomendación a la Dirección General de la Policía para que se habilite un libro de registro donde se puedan anotar todos los medios de contención que se utilicen en los vuelos de repatriación.