Viernes, 17 de Agosto de 2018

CONVOCATORIA DE HUELGA 25 Y 26 DE JULIO

Más de 300 vuelos diarios de Ryanair se cancelarán durante la huelga

Pasajeros de la compañía Ryanair en una de las pistas del Aeropuerto de Peinador.
Pasajeros de la compañía Ryanair en una de las pistas del Aeropuerto de Peinador.

Los tripulantes de cabina de la compañía aérea Ryanair seguirán adelante con la huelga prevista para los días 25 y 26 de julio tras no haber llegado a un acuerdo con la empresa, cancelándose más de 300 vuelos diarios previstos para esos días. En total, más de 50.000 pasajeros serán los afectados, que ya se encuentran modificando las fechas de sus vuelos.
Los sindicatos de tripulantes USO y Sitcpla convocan esta huelga que ayer, tras una nueva reunión con la responsable de recursos humanos de la compañía Lisa McCromack, continuaba sin fijar los servicios mínimos para los vuelos en España. Ahora, será el Ministerio de Fomento quien se encargue de establecer los mínimos necesarios para que operen algunos de los vuelos de la compañía irlandesa durante los días de paro. 
Los sindicatos afirman que la compañía se muestra "negativa a negociar y a abordar" las reivindicaciones de los trabajadores. Su propuesta incluía incluia unos servicios mínimos del 100% para vuelos interislas domésticos; del 25 % en los que unen península con Baleares y Canarias; sin servicios mínimos para los domésticos peninsulares de menos de 500 kilómetros, así como los vuelos internacionales. 
Además, los grupos sindicales han denunciado a Ryanair en el Juzgado de Instrucción de Madrid por supuestas "coacciones" al enviar a sus empleados un correo electrónico a su dirección personal en el que se incluía un cuestionario sobre su posición ante la huelga. El director de márketing de la compañía, Kenny Jacobs, mantiene que "el correo electrónico es perfectamente legal, porque no estamos preguntando a la gente si van a hacer huelga, sino que preguntamos, como hacemos habitualmente, si van a cumplir las obligaciones que tienen asignadas en sus turnos". 

la petición de los tripulantes

Los trabajadores de Ryanair que convocan esta huelga mantienen sus quejas por unas "penosas condiciones laborales" y denuncian que un 75 % de la plantilla está contratada a través de empresas de trabajo temporal, sujeta a la legislación irlandesa, sin salario base y cobrando únicamente por las horas de vuelo. A este paro se suman los tripulantes de la compañía en Bélgica,y Portugal.
Por su parte, la compañía defiende las "buenas condiciones" de los tripulantes de cabina, que según apuntan, perciben 40.000 euros anuales, "más del doble del salario mínimo". Desde el sindicato USO, señalan que el sueldo medio de un auxiliar de vuelo de la aerolínea irlandesa es de unos 20.000 euros al año.